El Wurlitzer Loco Presents...

JOGA de BJORK*

*El Wurlitzer Loco es un intento de columna que alguna vez comencé, donde quería relatar mis visiones del día a día conectada con una canción que me hubiese inspirado, o que estuviese flotando en el ambiente por el momento: estamos de vacaciones, y lo más probable es que al fin la comience (al menos antes de entrar a la universidad)

Una noche de sábado para un adolescente relativamente "común" podría significar un montón de cosas: noche de juerga y amigos, tiempo de alcohol y evadirse del mundo, noche de música y danzas hipnotizantes que liberan el cuerpo de su maquinal movimiento habitual.

"Común" Sí, común, ordinario, normal ¿Cuántos significados podría ofrecernos la RAE, despues de todo?

Derivado de eso, podríamos inferir que no soy una adolescente normal. Que son las 23:25 de un sábado y que no estoy de juerga, que ningún vaso de alcohol adorna mi escritorio a excepcion de los odiosos facsimiles de PSU de los cuales ya no quiero ni saber.

El winamp esta abierto, reproduce con el Repeat en modo ON, mientras que la voz de Bjork llena con facilidad mi pieza que no es demasiado amplia a estas alturas de mi vida.

"I feel emotional landscapes..." en este punto la voz me hace pensar en las borracheras, en las ganas de tomar un vaso y que se te apague la tele un rato. Pienso en los cigarros olvidados que estan en mi mochila, los mismos que decidí por voluntad propia no volver a fumar y los mismos que de tanto en tanto me hacen pensar que soy anormal.

Bien, ya he usado dos terminos en un sentido que probablemente sea más que nada connotativo. No soy común, y probablemente sea anormal. ¿De que se trata todo esto, después de todo?

Que ser adolescente es complicado, y podrían decirme ¿y? No es nuevo. Y no lo es, es más antiguo que nosotros mismos, y me atrevo casi a decir que el cuestionamiento es una parte intrínseca de nosotros.

¿Lo es? Vuelvo al comienzo. ¿Qué sucede hoy que la preocupación máxima se basa en el alcohol (cuando obviamente nada en cantidades medidas es malo), en el yo, en el olvidarme del resto, en el pelear/discutir por quien es más genial, por quien se viste mejor, por quien se compro tal y tal cosa antes? ¿Qué sucede?

Lo pensé largo rato hace unos días, cuando me di cuenta que realmente la Tierra, Santiago o cualquier región de nuestro país podría ser un mejor lugar si fueramos menos individualistas.

No critico, no culpo a quienes hoy en día -en un sentido literal o figurado- disfrutan de la inconciencia que nos brinda el individualismo (sería extraño pensar que no estuve yo en eso hace dos semanas), pero insisto,

Jóvenes ¿qué fue de nosotros? ¿qué fue de nuestros ideales, de por último nuestra rebeldía con mucho más trasfondo de lo que se ve hoy en día?

¿Qué paso que de pronto se nos apagó la luz y ahora sólo me parece encontrar más anormales cuando de vez en cuando, veo pequeñas lucecitas como antorchas intentando combatir un poco la oscuridad pegajosa en la que estamos insertos, aun contra nuestra voluntad?

Sí, ya lo dije. Soy una adolescente poco común en una pieza pequeña que es inundada y casi destruida por la potente voz de la sensual Bjork, porque sus canciones, llenas de contenido, me hacen sentir nostalgia de lo que nuestra generación - al parecer- ya no fue.

(Escrito y terminado a mediados del 2008)

--------

Para escuchar más canciones, inserte una moneda de 100 pesos.


5 notas musicales:

Nicol dijo...

Gracias por leerme un rato. Tambien te lei, y fue sumamaente agradable (parezco vieja cuica.
Sucede que ya no hay mucha gente con ideales, esos se perdieron entre generaciones.Ahora no muchos se esfuerzan por conseguir ese "ALGO MAS", es extraño.
mmm Hace un tiempo conversaba con una amiga y me decia que ella ya no sabia si ella era la anormal o si los demas lo eran.¿porque? bueno porque pasa que todos son iguales, escuchan la misma musica, se visten iguales, hacen las mismas cosas, (con esto me refiero a la gente que escucha reggaeton, que sale a esas discos raras, que "poncean" y todas esas cosas... los pokemones)bueno el punto es que si la GRAN mayoria hace eso, entonces los que no lo somos, somos obviamente minoria, por lo tanto somos anormales porque no seguimos las influencias o tendencias que sigue la mayoria. Pero en fin, en algun momento esas pequeñas llamitas se tornaran un gran incendio,y ahi es cuando nuestros ideales, nuestros sueños y luchas se vuelvan a encender, y nuestra rebeldia sea justifica.
en fin. tambien volvere por estos rincones
saludos y adios.

robar es natural dijo...

creo.que Nuestros ideales fueron cambiados por un ipod -NaNo-. un mamotreto de realytis shows y tv basura. sumado a Una generación de cesantes ilustrados, recién salidos de la U - PRIVADa y confromes con el confort que brinda el anonimato de Internet. si antes lo cool era leer a neruda o marx . hoy es bajar el último capitulo de Lost o gossip girls.
en fin la webada es un paradiogma cultural.

punto aparte, bow!!
mis felicitaciones,buen texto.

solo un Pero,no me considero anormal. por estar un sábado en mi pieza. somos varios.

Calu dijo...

Yo también estoy muchos sábados en mi pieza, y también me siento anormal a veces. Y otras, sin querer queriendo, hago todas las otras cosas que criticas y lo paso bien haciéndolo. Pero todo gota a gota para mantener el equilibrio.
¿Qué nos pasó? La verdad es que ni idea, qué ganas de vivir en un mundo lleno de ideales donde luchemos realmente por alguna buena razón... Y aunque a veces, construir depende un poco de uno mismo, si no hay con quien compartirlo se hace más difícil. Pero nadie quiere porque es mejor estar anestesiado... no sé.
En fin, estoy escribiendo mucho en un blog que acabo de conocer... pero esa es mi humilde opinión (si es que algo allá arriba quedó claro y parece una opinión jaja)
Saludos... y definitivamente seguiré copuchenteando.

Arquitextista dijo...

Es una duda que no tiene nada de bella.

Y muy anterior.
La encontré hace un momento, leyendo cosas, y el ánimo se me ha desvanecido.
Debo salir, o debía salir a un lugar, hablar con gente, sonreír, beber, organizar cosas, pero no quiero ir, no quiero ir solo.

Mi abuela me acaba de gritar "perro mal agradecido. Deberías lamer el suelo que pisas"
Lamí el suelo, arrastré mi lengua por un metro del suelo y tragué la mugre.
Luego entré al baño -hacia donde iba- y me cepillé los dientes -a lo que iba-.

Calu dijo...

La película era "pd te amo" jajaja o sea... ¿llora un poquito? pero esa parte me dejó pensando tanto...
Y ahora me dejaste pensando tu...
De todas maneras, sea como sea, ¿en algún minuto hay que arriesgarse no? me pregunto si ya será el momento.

Con tecnología de Blogger.